Crónica medieval: escapada a Oreja

IMG-20150404-WA0003Nos ha hecho un dia tan estupendo (4 de abril) que hasta viento fresco corría ¡a las 2 de la tarde! por la solanera. Ha sido una caminata suave hasta las ruinas del poblado medieval de Oreja, en total 11.04km. medidos por suma en la app. endomondo que se enlaza al final del post. Todo el camino es al descubierto, así que en cuanto Lorenzito apriete, será imposible repetirlo. Todos hemos quedado fritos, pero la brisa hacía agradable el paseo.

Algfonso VII el Emperador de Romanos

Oreja fue una de las plazas fuertes de la frontera entre los reinos cristianos y musulmanes hasta finales del siglo XII.

Tuvo dos asedios: en el primero, cayó en manos cristianas en torno a la fecha de conquista de Toledo (AD 1085) pero volvió a caer en manos de los musulmanes a raíz de la estruendosa derrota cristiana de Uclés. Volvió a ser asediada por los cristianos en 1131, poco después de la coronación como Emperador de Alfonso VII. El Tajo era por entonces la frontera crucial de la Reconquista y el Rey deseaba tenerlo asegurado dentro de sus fronteras. Con gran trompetería propagandística, el Emperador se propuso tomar la plaza, consa que consiguió en 1139.

Para asegurarse la lealtad de los habitantes de la zona, Alfonso VII otorgó a Oreja un Fuero, una ley que, como una Constitución, declaraba los privilegios del concejo de la villa en cuestión. Por ejemplo, no pagar ciertos impuestos que otros sí pagaban; tener como juez superior al propio rey en algunos casos de disputas privadas o públicas; protección a los nobles que incurrieran en “ira del rey” si iban a habitar a Oreja, etc. Con esto pensaba atraerse habitantes a la plaza, pero al parecer la iniciativa no tuvo gran éxito y cuando en 1171 se entrega la fortaleza a la Orden de Santiago, la población estaba ya en decadencia.

La Orden estaba encargada de mantener la forteleza y gracias a eso nos han llegado noticias del progresivo desmantelamiento de la misma. Se trata de los Libros de Visitas, que el historiador del s. XVIII Álvarez de Quindós utilizó para confeccionar parte de su descripción de la villa. Gracias a eso sabemos que en su momento, el famoso historiador de Aranjuez decía que el castillo estaba a punto de derrumbarse 😀 y bueno, todavía no lo ha hecho.

Oreja ha tenido habitantes, fuera del recinto medieval, hasta hace unas décadas. Aun quedan en pie algunas casas de los vecinos, muy deterioradísimas. También hay una ermita, pequeña y “operativa” que recibe todos los años la visita de gentes de Ontígola (a cuyo término municipal pertenece) que mantienen viva una romería.IMG-20150404-WA0006

Del castillo, solo queda la torre del homenaje. También se encuentra muy destruida, por el tiempo y por el vandalismo porque yo recuerdo el arco gótico de la entrada, y ya no hay entrada, pues toda la fachada principal está derrumbada. Otros recordamos haber subido las escaleras que llegaban hasta una ventana que hay en la fachada occidental del cubo: las escaleras ya están impracticables y la ventana gótica también ha desaparecido. En general, ver a lo que ha quedado reducida una fortaleza que tanto trabajo costó poner al alcance de la gente, en la que se depositaon tantas esperanzas, da bastante penita.

Hemos optado por subir y bajar por las “trialeras” de los bicicletos, que vienen mucho al sitio y dejan su huella en forma de surcos bien hondos y “ecológicos”, puesto que no usan motores de gasolina para practicarlos. Estas sendas que se multiplican peligrosamente, acortan distancia desde el camino más ancho, que viene de la Vega y que para las bicis, motos y coches cada vez vale menos, debido a lo blando del terreno y la acción de la escorrentía de la lluvia que lo hace casi impracticable si no hay tracción. Una vez arriba, echamos un ojo a los restos de algunas casas medievales extramuros y nos explayamos en la historia de la plaza fuerte durante unos pocos minutos, lamentando la decadencia de este impresionante bien cultural.
Un recorrido clásico de nuestra zona, Ontígola-Oreja o, como hemos hecho nosotros, Casa de la Monta-Oreja. Total: 11.04(+) km en poco más de dos horas y media. (En el enlace se ve mapa de la ruta denominado “Mix de Oreja”).
https://www.endomondo.com/embed/workouts?w=qmgKQP8AGWU&width=580&height=600&width=950&height=600

Anuncios